LA HIGIENE DIARIA: HÁBITOS SIMPLES PARA UNA MEJOR CONVIVENCIA

Las medidas básicas de higiene como: lavarse las manos, cubrirse al toser o estornudar o lavase las manos antes de salir del cuarto de baño, contribuyen a una mejor convivencia para todos. Estos sencillos, pero cruciales hábitos de higiene son los que pueden evitar que los gérmenes, (bacterias, hongos o virus), se transmitan de una persona a otra. Recordemos los hábitos básicos de higiene a continuación:

LAVARSE BIEN LAS MANOS

Todos los días, nuestras manos entran en contacto con innumerables superficies, desde las llaves de casa, hasta los picaportes de las puertas, pasando por los interruptores en el transporte público. Es evidente, que otras personas que puedan estar resfriadas o padecer otras enfermedades contagiosas, pueden haberlas tocado antes que nosotros. Esto convierte algo tan simple como lavarse las manos, en el gesto más importante a la hora de evitar el contagio. Este sencillo hábito supone la clave de la higiene diaria, para nosotros y para los demás.

Según la Bundeszentrale für gesundheitliche Aufklärung (BZgA), ciertas enfermedades contagiosas, como la gripe o los diversos tipos de gastroenteritis, se transmiten con frecuencia a través de las manos. Como sustentan numerosos estudios, al lavarnos las manos, los gérmenes quedarían mermados hasta tal punto de que las oportunidades de colarse en nuestras mucosas se reducirían drásticamente, por ejemplo, en los casos en los que nos tocamos la cara con las manos.

Así, se recomienda lavarse las manos siempre:

  • Al regresar de la calle a casa,
  • Al salir del cuarto de baño, (también en el caso de que se acompañe a un niño pequeño),
  • Después de sonarse la nariz,
  • Si se ha tosido o estornudado,
  • Si se tuvo contacto con una persona enferma,
  • Cuando se ha bajado la basura o
  • Si se ha tenido contacto con animales, comida para animales o restos orgánicos.

Y, por supuesto, es muy importante recordar lavarse las manos antes de comer y de preparar la comida, al margen de lo que se haya hecho antes.

Nuestro consejo GROHE: los grifos con sensor infrarrojo. representan una solución especialmente práctica, porque permiten lavarse las manos sin necesidad de tocarlos. De esta forma, te aseguras de obtener una mayor higiene gracias a disponer de estos grifos en tu baño.

Práctico: si estás fuera de casa y no tienes forma de lavarte correctamente las manos, los geles desinfectantes son una buena solución en caso de emergencia, aunque no sustituyen al agua y jabón.

HÁBITOS CORRECTOS AL TOSER O ESTORNUDAR

Cuando estamos resfriados, debemos evitar que las bacterias y los virus se propaguen. Para evitar que otras personas se infecten por transmisión aérea, los organismos de salud coinciden en las siguientes reglas de protección, en caso de tener tos o estornudos:

  • Mantener una distancia de al menos un metro
  • Dar la espalda a otras personas cuando se tose o se estornuda
  • Utilizar un pañuelo: si es de papel, se ha de tirar a la basura; si es de tela, se lava con agua caliente
  • Si no se tiene otra opción, toser o estornudar en la parte interior del codo
  • Lavarse las manos siempre que se haya estornudado, tosido o sonado la nariz.

MANTENER UNA DISTANCIA SUFICIENTE

Otra pauta fundamental de higiene consiste en mantener una distancia prudencial con otras personas, en caso de enfermedad. Si el contacto es inevitable, por ejemplo, si se comparte vivienda o se atiende a un enfermo, conviene lavarse las manos tras cada contacto, ventilar con frecuencia y evitar compartir ciertos productos, como los artículos de cosmética. El contacto más íntimo, a través de besos o abrazos, es el más crítico y el que se debe evitar, ante todo. La mejor forma de proteger al entorno más cercano cuando se está enfermo, es recuperarse en casa hasta que ya no sea posible contagiar a nadie.

MANTENER LA HIGIENE EN EL HOGAR

Al cocinar, limpiar, lavar o cuidar de las mascotas, en casa también conviene seguir ciertas normas de higiene. Sobretodo, se recomienda:

  • Limpiar la vivienda a fondo con regularidad y lavar con agua caliente y cierta frecuencia las bayetas que se utilizan en la cocina y el baño
  • Las toallas y las bayetas se han de lavar al menos a 60 grados
  • Aplicar un programa de lavado caliente a la lavadora vacía de vez en cuando
  • Ventilar todas las estancias con regularidad
  • Mantener siempre en la nevera los comestibles que caduquen antes
  • Lavarse las manos mientras se prepara la comida
  • Lavarse las manos cuando se ha estado acariciando a mascotas
  • Limpiar a fondo y con frecuencia las jaulas y los recipientes de la comida de las mascotas.

El ABC de la higiene

Consejos para tener las manos limpias

Para evitar la propagación de infecciones, la higiene de las manos es esencial. Lee nuestros consejos de limpieza y protege a tu entorno.

Descubre más

Protección contra las infecciones: consejos para la vida diaria

Solo con unos hábitos saludables básicos, cualquiera puede poner su granito de arena y contribuir a la protección contra los virus de su entorno.

Leer más

External links:

https://www.infektionsschutz.de/haendewaschen.html
https://www.infektionsschutz.de/hygienetipps/hygiene-beim-husten-und-niesen.html
https://www.infektionsschutz.de/hygienetipps/barrieremassnahmen.html
https://www.infektionsschutz.de/hygienetipps/haushaltshygiene.html
https://www.infektionsschutz.de/hygienetipps/kuechen-und-lebensmittelhygiene.html
https://www.infektionsschutz.de/hygienetipps/hygiene-und-tiere.html

Espalda
Utilizamos cookies para garantizar que te ofrecemos la mejor experiencia como usuario en nuestro sitio web. Si continuas visitando nuestro sitio web, asumiremos que habilitará todas las cookies. Encontrará información más detallada sobre cómo se usan las cookies en este sitio web en nuestra Política de privacidad. Privacy Disclaimer