LAVARSE LAS MANOS:
ASÍ ES COMO SE PREVIENEN LAS ENFERMEDADES

Según los expertos, la correcta higiene de las manos protege el cuerpo de bacterias, virus y hongos.¹ Ya sea comprando, viajando en transporte público o cocinando, nuestras manos están siempre involucradas en todo. A lo largo del día tocamos innumerables objetos, por lo que es inevitable entrar en contacto con todo tipo gérmenes. Sin embargo, lavarse las manos regularmente ayuda a prevenir que estos gérmenes se transmitan de persona a persona. Pero ¿cómo hacerlo correctamente? ¿Cómo puedes enseñar a tus hijos a hacerlo?

RAZONES POR LAS QUE LAVARSE LAS MANOS PROTEGE TU SALUD

No importa si tocas el interruptor del autobús, acaricias el perro del vecino, cocinas pescado o usas tu propio baño: hay gérmenes por todas partes e inevitablemente acabarán en tus manos. Los epidemiólogos lo han descubierto en numerosos estudios. En el momento en que nos tocamos la cara sin querer o comemos, es cuando se vuelve problemático, porque los gérmenes no necesitan mucho tiempo para entrar en el cuerpo a través de las membranas mucosas y dañar la salud. El resultado puede ser una molesta diarrea, un resfriado o una gripe.

No todos los sistemas inmunológicos logran defenderse de los pequeños atacantes y, por lo tanto, los médicos advierten que estos gérmenes también pueden ser peligrosos para los niños pequeños, los ancianos y las personas con enfermedades previas. En nuestra vida diaria hay numerosas oportunidades de contacto. La consecuencia: los gérmenes llegan a las personas a través de objetos que se tocan a diario y se transmiten. Podemos romper esta cadena lavándonos las manos regularmente. Según la WHO (World Health Organization), varios estudios han demostrado ya su eficacia.

LAVARSE LAS MANOS PASO A PASO

Por supuesto, solo se eliminan los gérmenes si nos lavamos las manos cuidadosamente, en lugar de mantenerlas fugazmente bajo el chorro de agua. Esto puede sonar más complicado de lo que realmente es, pero, una vez interiorizado, se hace de forma automática. La WHO recomienda seguir los siguientes pasos:

Paso 1: Pon las manos bajo el chorro de agua corriente a una temperatura óptima, para humedecerlas lo suficiente. Según los expertos en higiene, la temperatura no afecta al proceso de limpieza.

Paso 2: Para conseguir lavarse las manos a fondo, solo se puede hacer enjabonándolas, un punto que los expertos en higiene enfatizan una y otra vez. Un jabón líquido que sale de un dispensador es más higiénico que una pastilla de jabón de manos. Una cantidad de jabón similar al tamaño de una avellana se considera generalmente suficiente. Es importante distribuir bien el jabón en las manos. Frota el jabón en las palmas y en el dorso de las manos. No dejes los espacios entre los dedos y las puntas de los mismos y no olvides los pulgares. Para las uñas visiblemente sucias, es aconsejable utilizar un cepillo de mano limpio para ayudar en la limpieza.

Paso 3: Frotar y masajear suavemente el jabón hasta que haga espuma es suficiente. Investigaciones al respecto han encontrado que el factor tiempo juega un papel importante, así que tomate al menos 20 o 30 segundos para lavarte las manos. Debes prestar atención a todas las partes de la mano y, lógicamente, necesitarás más tiempo si tus manos están visiblemente sucias, por ejemplo, después de la jardinería o la limpieza.

Paso 4: Por último, elimina todos los residuos de jabón aclarando las manos bajo el grifo. Cuando cierres el grifo, ten cuidado de no volver a tocarlo después de lavarte las manos. Los gérmenes que quedaron al abrir el grifo podrían seguir ahí. Generalmente, se recomienda hacerlo como lo hacen los médicos y enfermeras: prefieren usar una toalla o el codo para abrirlo y cerrarlo.

Paso 5: Sécate las manos con cuidado. Se ha demostrado científicamente que el secado elimina otros gérmenes potencialmente adherentes. Además, las bacterias y esporas de hongos proliferan más en los ambientes húmedos. Por esta razón, es importante también limpiar los espacios entre los dedos. Usa tu propia toalla en tu baño. Los inspectores de higiene acaban de descubrir, que en los baños públicos es mejor utilizar una toalla o un pañuelo desechable que una toalla que ya ha pasado por varias manos.

Consejo: A veces, una imagen vale más que mil palabras. En la web de la Organización Mundial de la Salud podrás encontrar una infografía² para llevar a cabo un correcto lavado de manos.

ÚNICO, POR SU FACILIDAD DE USO

  • Grifería electrónica con sensores eficaces.
  • Activación del chorro de agua con un movimiento de la mano.
  • Ahorro de agua, porque solo sale la cantidad necesaria.
Descubre más

TECNOLOGÍA INNOVADORA

  • Descarga automática del agua estancada en las tuberías.
  • La reducción de espacios sin usar disminuye la reproducción de bacterias.
  • Desinfección térmica frente a bacterias como la legionela y otros gérmenes.
Descubre más

External links:

¹ https://www.healthychildren.org/Spanish/health-issues/conditions/prevention/Paginas/hand-washing-a-powerful-antidote-to-illness.aspx
² https://www.who.int/gpsc/information_centre/gpsc_lavarse_manos_poster_es.pdf?ua=1

Espalda
Utilizamos cookies para garantizar que te ofrecemos la mejor experiencia como usuario en nuestro sitio web. Si continuas visitando nuestro sitio web, asumiremos que habilitará todas las cookies. Encontrará información más detallada sobre cómo se usan las cookies en este sitio web en nuestra Política de privacidad. Privacy Disclaimer